sábado, 28 de noviembre de 2009

Manifestaciones del síndrome de down en los niños

Los niños con síndrome de Down suelen compartir características faciales como el rostro plano, los ojos orientados hacia arriba, orejas pequeñas y lengua más grande o sobresaliente.Tener un tono muscular deficiente, conocido como hipotonía, también es un rasgo característico de los niños(as) con el síndrome de Down. Los bebés en particular puede que parezcan más débiles en su constitución física. Aunque esta característica tiende a mejorar con el tiempo, la mayoría de los niños(as) que padecen del síndrome de Down típicamente alcanzan importantes avances en su desarrollo por ejemplo, sentarse, gatear y caminar –un poco más tarde que otros niños(as).

En el momento del nacimiento, los niños(as) con el síndrome de Down generalmente tienen un tamaño promedio, pero suelen crecer a un ritmo más lento y permanecen con una estatura menor que la de otros niños(as). En el caso de los infantes, el tener un tono muscular deficiente puede influir en problemas que tengan que ver con la capacidad de chupar o de alimentarse, así como padecer de estreñimiento y otros problemas digestivos.


Los niños(as) un poco mayores pueden presentar problemas con el habla y con la capacidad de cuidarse a sí mismos a la hora de alimentarse, vestirse o ir al baño. El síndrome de Down afecta la habilidad de los niños(as) en diversas formas, pero la mayoría presentan discapacidad intelectual de leve a moderada. Los niños(as) con síndrome de Down pueden aprender y lo hacen, y son capaces de desarrollar habilidades a lo largo de sus vidas. Ellos(as) simplemente alcanzan sus metas a un paso diferente por eso es muy importante no comparar a un niño(a) que padezca el síndrome de Down con otro niño(a) que no lo padezca, y tampoco es bueno compararlo entre otros(as) niños(as) que padezcan la condición.


Los niños(as) con el síndrome de Down tienen muchas habilidades y no hay forma de saber, en el momento en que hacen, de todo lo que serán capaces.

¿Qué aspecto presenta un niño con síndrome de Down? Un niño con síndrome de Down puede tener:
  • Ojos inclinados hacia arriba
  • Orejas pequeñas y ligeramente dobladas en la parte superior
  • Boca pequeña, lo que hace que la lengua parezca grande
  • Nariz pequeña y achatada en el entrecejo
  • Cuello corto
  • Manos y pies pequeños
  • Baja tonicidad muscular
  • Baja estatura en la niñez y adultez.

La mayoría de los niños con síndrome de Down presenta algunas de estas características, pero no todas.
Problemas de salud

Las perspectivas para las personas con síndrome de Down son mucho más alentadoras de lo que solían ser. La mayoría de los problemas de salud asociados con el síndrome de Down puede tratarse y la expectativa de vida es actualmente de unos 60 años.2 Las personas con síndrome de Down tienen más probabilidades que las personas no afectadas de tener una o más de las siguientes enfermedades:

  • Defectos cardíacos. Aproximadamente la mitad de los bebés con síndrome de Down tiene defectos cardíacos. Algunos defectos son de poca importancia y pueden tratarse con medicamentos, pero hay otros que requieren cirugía. Todos los bebés con síndrome de Down deben ser examinados por un cardiólogo pediatra, un médico que se especializa en las enfermedades del corazón de los niños, y realizarse un ecocardiograma (un examen por ultrasonidos especial del corazón) durante los dos primeros meses de vida para permitir el tratamiento de cualquier defecto cardíaco que puedan tener.

  • Defectos intestinales. Aproximadamente el 12 por ciento de los bebés con síndrome de Down nace con malformaciones intestinales que tienen que ser corregidas quirúrgicamente.

  • Problemas de visión. Más del 60 por ciento de los niños con síndrome de Down tiene problemas de visión, como esotropía (visión cruzada), miopía o hipermetropía y cataratas. La vista puede mejorarse con el uso de anteojos, cirugía u otros tratamientos. Los niños con síndrome de Down deben ser examinados por un oftalmólogo pediatra dentro de los primeros seis meses de vida y realizarse exámenes de la vista periódicamente.

  • Pérdida de la audición. Aproximadamente el 75 por ciento de los niños con síndrome de Down tiene deficiencias auditivas. Éstas pueden deberse a la presencia de líquido en el oído medio (que puede ser temporal), a defectos en el oído medio o interno o a ambas cosas. Los bebés con síndrome de Down deben ser sometidos a exámenes al nacer y nuevamente durante los primeros meses de vida para detectar la pérdida de audición. También deben ser sometidos a exámenes de audición en forma periódica para permitir el tratamiento de cualquier problema y evitar problemas en el desarrollo del habla y de otras destrezas.

  • Infecciones. Los niños con síndrome de Down tienden a resfriarse mucho y a tener infecciones de oído y, además, suelen contraer bronquitis y neumonía. Los niños con síndrome de Down deben recibir todas las vacunas infantiles habituales, que ayudan a prevenir algunas de estas infecciones.

  • Problemas de tiroides. Aproximadamente el uno por ciento de los bebés con síndrome de Down nace con hipotiroidismo congénito, una deficiencia de la hormona tiroidea que puede afectar el crecimiento y el desarrollo cerebral. El hipotiroidismo congénito puede detectarse mediante pruebas de detección precoz de rutina al neonato y tratarse con dosis orales de hormona tiroidea. Los niños con síndrome de Down también tienen un riesgo mayor de adquirir problemas de tiroides y deben someterse a una prueba anualmente.

  • Leucemia. Menos de uno de cada 100 niños con síndrome de Down desarrolla leucemia (un cáncer de la sangre). Con frecuencia, los niños afectados pueden tratarse con éxito mediante quimioterapia.

  • Pérdida de la memoria. Las personas con síndrome de Down son más propensas que las personas no afectadas a desarrollar la enfermedad de Alzheimer (caracterizada por la pérdida gradual de la memoria, cambios en la personalidad y otros problemas). Los adultos con síndrome de Down suelen desarrollar la enfermedad de Alzheimer antes que las personas no afectadas. Los estudios sugieren que aproximadamente el 25 por ciento de los adultos con síndrome de Down de más de 35 años tiene síntomas de enfermedad de Alzheimer.

Algunas personas con síndrome de Down presentan varios de estos problemas mientras que otras no presentan ninguno. La gravedad de los problemas varía enormemente.

¿Qué tan grave es la discapacidad intelectual?

El grado de discapacidad intelectual varía considerablemente. En la mayoría de las personas afectadas, las discapacidades intelectuales son de leves a moderadas2,3 y, con la intervención adecuada, pocos padecerán discapacidades intelectuales graves.3 No hay manera de predecir el desarrollo mental de un niño con síndrome de Down en función de sus características físicas.

¿Puede un niño con síndrome de Down asistir a la escuela?

Sí. Hay programas especiales a partir de la edad preescolar que ayudan a los niños con síndrome de Down a desarrollar destrezas en la mayor medida posible. Además de beneficiarse con la intervención temprana y la educación especial, muchos niños consiguen integrarse en clases para niños normales. Muchos niños afectados aprenden a leer y escribir y algunos terminan la escuela secundaria y continúan estudiando o van a la universidad. Muchos niños con síndrome de Down participan en diversas actividades propias de la niñez, tanto en la escuela como en sus vecindarios.

Si bien hay programas de trabajo especiales diseñados para adultos con síndrome de Down, mucha gente afectada por este trastorno es capaz de trabajar normalmente. Hoy en día, es cada vez mayor la cantidad de adultos con síndrome de Down que viven de forma semiindependiente en hogares comunitarios grupales, cuidando de sí mismos, participando en las tareas del hogar, haciendo amistades, tomando parte en actividades recreativas y trabajando en su comunidad.


video

¿De donde viene el síndrome de down? ¿Cual es la causa?



El síndrome de Down (DS por sus siglas en inglés), también se conoce como Trisomía 21, la condición donde un material genético adicional ocasiona retrasos en la forma en la que un niño(a) se desarrolla mentalmente y físicamente. Esta condición afecta a 1 de cada 800 bebés.


Las características físicas y los problemas mentales asociados con el síndrome de Down pueden variar entre los niños(as). Mientras que algunos niños con el síndrome de Down necesitan atención medica, otros llevan una vida muy saludable.

Aunque el síndrome de Down no puede prevenirse, puede ser detectado antes del nacimiento. Los problemas de salud en los casos del síndrome de Down pueden ser tratados y existen recursos comunitarios para ayudar a los niños(as) y a las familias que padecen esta condición

¿Qué causa el síndrome de Down?


Normalmente, en el momento de la concepción, un bebé hereda la información genética de sus padres mediante 46 cromosomas: 23 provenientes de la madre y 23 del padre. En la mayoría de los casos del síndrome de Down el niño(a) recibe una cromosoma 21 adicional sumando un total de 47 cromosomas en lugar de 46. Este material genético adicional ocasiona las características físicas y los retrasos del desarrollo asociados al síndrome de Down.

Aunque nadie sabe con certeza la razón por la que el Síndrome de Down ocurre y aunque no hay forma de evitar el error de cromosomas que lo ocasiona, los científicos saben que las mujeres que conciben a partir de los 35 años aumentan significativamente su riesgo de tener un bebé con esta condición. A los 30 años, por ejemplo, una mujer tiene una probabilidad de 1 en 900 casos de concebir un niño(a) con síndrome de Down. Esta probabilidad incrementa a 1 en 350 a los 35 años. A los 40 años, el riesgo es de 1 caso entre 100.

Con qué frecuencia se produce el síndrome de Down?
El síndrome de Down es uno de los defectos de nacimiento genéticos más comunes y afecta a aproximadamente uno de cada 800 bebés (alrededor de 3,400 bebés) cada año en los Estados Unidos.1 Según la Sociedad Nacional del Síndrome de Down (National Down Syndrome Society), en los EE.UU. hay más de 400,000 individuos con síndrome de Down.

¿El riesgo de síndrome de Down aumenta con la edad de la madre?
Sí. El riesgo de síndrome de Down aumenta con la edad de la madre:

  • A los 25 años, la probabilidad de una mujer de tener un bebé con síndrome de Down es de una en 1,250.
  • A los 30 años, la probabilidad es de una en 1,000.
  • A los 35 años, la probabilidad es de una en 400.
  • A los 40 años, la probabilidad es de una en 100.
  • A los 45 años, la probabilidad es de una en 30.

    Aunque el riesgo es mayor a medida que aumenta la edad de la madre, aproximadamente el 80 por ciento de los bebés con síndrome de Down nace de mujeres de menos de 35 años, ya que las mujeres más jóvenes tienen más bebés que las mujeres de mayor edad.

Diferentes Niños Índigos, cada uno con un propósito!






1. El humanista: el primero es el Índigo humanista que está destinado a trabajar con las masas. Ellos son los medicos, abogados, profesores, comerciantes, ejecutivos y políticos del mañana. Ellos servirán a las masas y son muy hiperactivos y extremadamente sociables. Ellos hablarán con todo el mundo, siempre en forma muy, pero muy amigable. Ellos son torpes y muy hiperactivos. Algunas veces se estrellarán contra una pared porque olvidaron poner los frenos. Ellos no saben cómo jugar con un juguete, pero le sacarán todas las partes que contengan y probablemente después no lo vuelvan a tocar. Son del tipo de persona al que hay que recordarles las cosas permanentemente, porque a menudo se olvidan de las órdenes simples y se distraen. Son lectores feroces.

2. El conceptual: Los Índigos conceptuales están más interesados en proyectos que en personas. Ellos serán los ingenieros, arquitectos, diseñadores, astronautas, pilotos y militares del mañana. Ellos no son torpes, por el contrario, son niños muy atléticos. Son controladores y la persona que más tratan de controlar es a su madre si son niños, y a su padre si son niñas. Este tipo de Índigo tiene tendencia a la adicción, especialmente a drogas durante la adolescencia. Sus padres deben vigilar estrechamente sus patrones de comportamiento.

3. El artista: El Índigo Artista es mucho más sensible y su cuerpo a menudo es más pequeño, aunque eso no es una regla general. Están más inclinados hacia el arte, son muy creativos y serán los profesores y artistas del mañana. Sea lo que sea a lo que se dediquen, siempre estarán orientados hacia el lado creativo. Dentro del campo de la medicina, serán cirujanos o investigadores. En el campo de las artes, serán los actores. Entre los 4 y los 10 años, ellos pueden involucrarse en hasta 15 actividades creativas diferentes, le dedicarán 5 minutos a una y luego la abandonarán.

4. El interdimensional: El Índigo interdimensional es mucho más grande que los demás índigos, desde el punto de vista de la estatura. Entre los 1 y 2 años ya no les podrá decir nada. Ellos dirán: "Yo ya lo sé" o "Yo puedo hacer eso", o "Déjame sólo". Son ellos quienes traerán nuevas filosofías y espiritualidad a este mundo. Pueden llegar a convertirse en bravucones y jactanciosos porque son mucho más grandes y también porque no encajan en ningún patrón de los otros 3 tipos.

Características para identificar a los Niños Índigo:


  • Tiene gran sensibilidad
  • Tiene energía en exceso
  • Se distrae fácilmente o tiene bajo poder de concentración.

  • Necesita adultos emocionalmente estables y seguros a su alrededor

  • Se resiste a la autoridad si ésta no está democráticamente orientada

  • Prefiere otras formas de aprendizaje –para la lectura y las matemáticas en particular.
  • Aprende a un nivel exploratorio, y se resiste a memorizar mecánicamente o a ser un mero oyente.

  • No dura mucho tiempo sentado a menos que esté absorto en un tema de su interés.

  • Es muy compasivo y tiene muchos miedos, tales como a la muerte y a la pérdida de sus seres queridos.

  • Si experimenta fracasos o decepción a edad muy temprana, puede desistir y desarrollar un bloqueo permanente.
Consejos para la relación con Índigos
  • Los Índigo son abiertos y honestos - esto no es una debilidad, sino su mayor fortaleza. Si no son honestos y abiertos con ellos, ellos seguirán siendo los mismos con ustedes: sin embargo, no los respetarán.
  • El aburrimiento puede traer arrogancia en los Índigos, así que no dejen que se aburran. Si actúan con arrogancia, significa que necesitan un nuevo desafío y nuevos límites. Alimente sus cerebros y manténgalos ocupados de la mejor forma posible.
  • Los padres, maestros y auxiliares tienen que ser capaces de establecer y mantener límites claros, y sin embargo, lo suficientemente flexibles para cambiar y ajustar esos límites cuando sea necesario, basados en el crecimiento emocional/mental, pues los Índigos crecen rápido. Ser firmes, pero justos, es necesario para el bien de ellos y el nuestro.
  • El mensaje dado y transmitido por los adultos debe ser más placentero que doloroso, y más basado en el amor que en el miedo.
  • Mantenga al niño informado e involucrado en los asuntos.
  • No pierda la paciencia con su niño.
  • Evite dar órdenes (verbos en imperativo). En vez de usar órdenes verbales, use el tacto para llamar su atención. Ellos son muy sensibles al contacto (toque en el hombro, apretón de manos, abrazo, etc.)
  • Mantenga su palabra
  • Negocie en cada situación.
  • No esconda nada ni use lenguaje ofensivo.
  • Deje que sus emociones le muestren amor, y no odio.
  • Discuta la situación generadora de la reprimenda después de ésta.
  • Después de todo, siempre acérquesele al niño y vea si hubo un aprendizaje y crecimiento tras la reprimenda. Importante: Recuerde que el castigo no funcionará con estos niños. El castigo es diferente de la reprimenda. El castigo está basado en la culpa, mientras que la reprimenda se basa en un crecimiento o mejoramiento.

Problemas de los métodos educacionales en las escuelas

En la educación y al elegir una escuela, debemos tener en mente que debemos enseñar a los niños CÓMO pensar y no QUÉ pensar. Nuestro papel no es transmitir conocimiento, sino transmitir sabiduría. La sabiduría es el conocimiento aplicado. Cuando le damos a los niños sólo conocimiento, les estamos diciendo qué pensar, lo que supuestamente deben conocer y lo que queremos que ellos crean como verdad.

Cuando les transmitimos sabiduría a los niños, no les estarnos diciendo lo que deben pensar o lo que es verdad. En cambio, les decimos a ellos cómo hacer para encontrar su propia verdad. Por supuesto, no podemos ignorar el conocimiento cuando enseñamos sabiduría, porque sin conocimiento no hay sabiduría. Una cierta cantidad de conocimiento debe pasar de una generación a la siguiente, pero debemos permitir que los niños la descubran por sí mismos. El conocimiento con frecuencia se pierde, pero la sabiduría nunca se olvida.

Los viejos patrones de energía se basan en la creencia fundamental de que los niños son simples vasos vacíos que deben ser llenados de conocimiento por expertos, los profesores. Los profesores utilizan técnicas de avergonzar y comparar a los estudiantes, con la idea de que eso les dará motivación. En esta atmósfera, cualquier niño que no encaja en el modelo es considerado un niño problemático.

El problema con este sistema es que los niños aprenden a suplir su necesidad de atención y reconocimiento de forma negativa.

¿Estas preparado para ayudar a los niños índigos en su misión?



Los niños de por sí, especialmente los menores de tres años, suelen manifestar rabietas frecuentes e injustificadas para sus padres. Los niños índigo son inquietos, les cuesta mucho mantenerse en un mismo sitio y pareciera que no se casan. esta conducta es un suceso frecuente que demuestra su inconformidad con el statu pero también puede ser un indicador de que los padres viven graves problemas en su relación de pareja. Algunos niños Índigo expresan sus rabietas como una manifestación de estrés y esto ocurre, con mayor frecuencia, al final del día. Esto es porque tienen un alto voltaje de energía. Es como si tuviesen un capacidad de 10.000 vatios pasando por un cuerpito que sólo maneja 100, De ahí que necesitan liberar ese voltaje moviéndose y se le califican de hiperkinéticos.

Sin embargo las rabietas nocturnas pueden tener otras causas como dejarlos solos a la hora de dormir o acostarlos cuando ellos no tienen sueño, especialmente si han dormido una larga siesta. El niño se frustra y se enoja con toda razón.

Ellos tienden a aburrirse fácilmente de las cosas, no sólo secuencial y linealmente. Sólo ponen atención y concentración en aquello que es de su interés por lo que los niños índigos están teniendo muchos problemas con el sistema educativutoridad y memorización. Ellos aprenden por participación, en forma exploratoria creativa y reflexiva. Les gusta ser autores, no seguidores.

Los niños Índigo se estresan mas de lo normal, por esa condición tan propia de ellos de ser autosuficientes y auto determinados, cuando no se les permite dar rienda suelta a su expresión. Su mecanismo de defensa es el llanto y las rabietas.

Procesan mayor cantidad de información a través del tacto por lo que necesita estar tocando algo mientras ven y oyen. Por ejemplo: Una pelota pequeña que pueda apretar fácilmente mientras lee o escribe. Les molesta mucho copiar pues para captar la información, tomará el lápiz, jugará con él, cuando en realidad, lo que está haciendo es aprender de la mejor forma que pueden para absorber la información.

Son muy inteligentes pero necesitan del apoyo emocional para expandir su inteligencia. Muchas veces se frustran fácilmente porque no encuentran eco entre las ideas grandiosas que se les ocurren y las personas o recursos que los apoyen para que esas ideas den frutos.

El niño Índigo necesita expresar sus emociones libremente y sin juicios. Dejarlos llorar, aún cuando su llanto le resulte insoportable y dejarlos manifestar su rabia, hasta agotarla, es saludable. Es la manera que el niño tiene de liberar la carga emocional acumulada cuando no cuenta con suficientes elementos de expresión.

Tienen la disposición de hacer las cosas por sí mismos y sólo aceptan ayuda del exterior si se la presentan dentro de un marco de escogencia por lo que los oímos decir: "Déjame quieto. Yo lo sé hacer. Lo hago solo".

Es importante que los niños se sientan amados y respetados no importa que sus sentimientos ocasionen molestia e incomprensión de sus padres por ese programa que tenemos de etiquetar las cosas en buenas y malas, según nuestro sistema de creencias. Obsérvelos con amor, no les muestre desagrado y mucho menos indiferencia. Ellos necesitan de su aprobación y de su respeto para manifestar sus necesidades más apremiantes y llorar es una manera de descargar su malestar.

Es altamente saludable que sus niños aprendan a compartir con otros niños, desde muy pequeñitos, especialmente con otros niños índigo. Ellos se entienden entre sí. Entréguelos a manos expertas para que realicen actividades que ameriten dormir fuera del hogar y verá que su comportamiento es totalmente diferente, tanto que usted quedará asombrado.

Algunos niños ofrecen resistencia para irse a dormir solos y exigen la compañía de uno de sus padres. Cuando no se les deja estallan en llanto y se convierte en un vía crusis diario para la familia. Esto ocurre con mas frecuencia cuando el niño alcanza los tres años, él siente mucho miedo de quedarse solo porque esta es la edad en que comienza a conocer la muerte Cuando se quedan solos se sienten separados y abandonados y esto les produce mucho dolor y mucho miedo. Esta es la etapa en que más necesita estar cerca de la madre, de una madre confiada y consciente de su papel que le ayude a pasar a través de sus miedos.

Incite a su hijo a que le hable acerca de sus sentimientos, escúchelos sin juzgarlos. Quizás el niño escuchó cuentos tenebrosos o vio alguna película de terror. Si se ha muerto un familiar cercano sin duda que él le hará preguntas. En este caso sea lo mas honesto posible. Dígale que es muy improbable que un niño de su edad pueda morir. Un Curso de Milagros dice que la muerte es una decisión. Sustitúyale la ideas de muerte por sueños de realizaciones para si mismo, para la familia, para el mundo. Es muy sano para su hijo enfatizarle que usted nunca le abandonará y que siempre hay personas a su lado que le cuidan y le aman. Para otros niños puede ser insuficiente pero en todo caso si a usted le parece háblele mas profundamente acerca de la muerte. Pero nunca, nunca, obvie responderle.

La verdad es que este tema no es nuevo pero mucha gente cierra los ojos y no ve mas alla al saber lo que traman estos niños pero como padres , familiares , etc es necesario ponerse a la altura y estar atentos a las circuntacias de su mision y colaborar en esta bellisima labor.

¿Por qué están viniendo los niños índigo al planeta Tierra?


Los Niños Índigo, vienen con un sentido de realeza, de presencia y propósito pues saben quiénes son ya que tienen una memoria celular muy activada comportándose con aspecto a su individulidad, a esa chispa divina que ellos concientizan.


Muchos de estos niños índigos no tienen residuos karmáticos, pero no quiere decir esto que todos ya vengan iluminados pero sí son almas evolucionadas que están llegando al planeta para ayudarnos a pasar a 4ª dimensión, para ayudar a subir la rata vibratoria del planeta, limpiarlo de sus impurezas, para establecer una sociedad donde el amor y la cooperación reine, vienen equipados e integrados con la energía del Amor. De ahí que son autores y no seguidores , pero se sienten solos cuando no están alrededor de otros niños índigo.


Los Niños Índigo funcionan con la unidad, ven todo interconectado por lo que tiene un gran respeto a la naturaleza, les gusta disfrutarla e integrarse a ella. No funcionan con la polaridad, la separación, vienen a romper viejos esquemas basados en falacias, temores y distorsiones de la realidad que ellos sí perciben dentro de un todo. Por ello no operan con la energía del temor tan propia de la densidad y separación de tercera dimensión y por ello confrontan a los padres, educadores con lo que no tienen resuelto en su corazón: El Temor. De ahí que se les diga que son filósofos de nacimiento y emisarios de sabiduría participando en cosas de adultos desde temprana edad.


Estos niños vienen llegando al planeta Tierra, los muy pioneros desde finales de los 70, 1.978, pero es a partir de la década de los 90 cuando vienen llegando más frecuentemente al planeta y ya hoy día se considera que el 80% de los niños que están llegando al planeta son índigos. Por lo que más bien estamos hablando de mayoría y no de minoría. En la medida que vaya habiendo más niños índigo y el entorno lo concientrompimiento iionar un cambio estructural pues sabemos, por física cuántica, que cuando un cierto número crítico obtiene un estado de alerta, este nuevo estado de conciencia puede comunicarse de mente a mente.

lunes, 23 de noviembre de 2009

Asi es un niño indigo!


Un Niño Indigo tienen características fisicas, emocionales, y psíquicas exaltadas y diferentes en lo que hasta ahora considerábamos un niño normal. Se les denomina índigo porque las personas con capacidad de ver su campo energético lo describen dentro de los colores azules, añiles, de ahí su denominación.


Físicamente Tienen un ligero abultamiento del lóbulo frontal, son de ojos grandes y de contextura ósea fina por lo que generalmente son delgados. Sus 5 sentidos se encuentran altamente desarrollados siendo sensibles a todo el espectro de los sentidos o lo que auditivamente ser capaces de oír decibeles más agudos, conversaciones y ruidos a distancia molestándoles los ruidos estridentes y a todo volumen. Visualmente pueden fácilmente ver los campos energéticos o auras de las plantas, animales, otras personas, seres de otras dimensiones, estableciendo contacto con el mundo de los ángeles, devas, gnomos, hadas. Olfativamente todo lo tiene que oler y son muy definidos en los olores que les gustan o no y los detectan a distancia. Táctilmente sin hipersensibles, le molestan los materiales sintéticos como por ejemplo, el roce de las etiquetas prefiriendo las ropas 100% naturales. Tienen sensibilidad extrasensorial porque activan sus suprasentidos y tienden a ser más zurdos o ambidiestros y tienen exceso de energía.


Emocionalmente Tienen dificultad para aceptar y manejar la autoridad. No aceptan las coerciones, amenazas e imposiciones. No les gustan ser mandados y lo que hacen demostrado con el ejemplo. De ahí que son confrontadores, retadores cenen la determinación de hacer las cosas por sí mismos. Son altamente demócratas con derecho a voz y voto en todas sus relaciones. Tienen poca tolerancia a la deshonestidad, inautenticidad , no soportan la manipulación. Tienen un gran sentido de integridad y funcionan en base al amor y a la compasión. Tienen una memoria celular activa trayendo a su presente recuerdos de situaciones de vida pasadas con gran facilidad. Requieren la presencia de los padres. No les gusta que las cosas se hagan por salir del paso, desean calidad de tiempo con gratificaciones tangibles requiriendo estabilidad adulta y seguridad emocional alrededor de él.


Psíquicamente Son altamente intuitivos y superpsíquicos como por ejemplo: saber quién está llamando por teléfono- Pueden manifestar dones de telepatía como por ejemplo calmar el llanto de un niño a distancia , o ver a una persona desde adentro y ver lo que le pasa, tocarla y hacerla sentir mejor pues viene con inherentes capacidades de sanación. Ven fácilmente el mundo etéreo y se comunican con él en su cotidianidad. Vienen con potencial desarrollado para la clarividencia, clariaudencia, canalización o contactos con otros mundos y telekinesia. Son muy premonitivos con los sueños.

video